Barrio Copto

Pubicado enEnviar un comentarioCategoríasEgipto,Recomendaciones

Durante nuestra estadía en la capital de Egipto decidimos visitar uno de los barrios más emblemáticos de la ciudad, el Barrio Copto. Zona amurallada que, desde la llegada de los musulmanes al país, ha sido el lugar donde los egipcios cristianos han mantenido sus costumbres, creencias y construcciones. También se halla una sinagoga llamada Ben Ezra, erigida en el lugar donde se cree que se encontró a Moisés cuando era bebé.

Este barrio es un lugar de peregrinación para los cristianos porque, según cuenta la tradición, acá alojó, durante tres semanas, la “Sagrada Familia” en una “cueva” cuando huían de Herodes (así que los primeros años de Jesús fueron aquí). Ahora hay una iglesia construida sobre esta cueva llamada San Sergio y San Baco. Hoy en día los coptos representan alrededor del 10% de la población. Este barrio corresponde a la zona peatonal al cual se puede acceder desde la estación del metro Mar Girgis.

Antes de ingresar a esta zona tuvimos que pasar por una serie de medidas de seguridad (revisión de policías y detector de metales) en la calle Salah Salem pues ha habido algunos conflictos con otras creencias. Una vez dentro comenzó la aventura para recorrer las pequeñas calles y visitar las diversas iglesias ortodoxas.

Partimos caminando por la calle principal del barrio visitando fugazmente el Museo Copto donde se resume la Historia de los cristianos en el país y se muestran diversos objetos de arte (no tenemos fotos pues estaban prohibidas). Al lado del museo vimos la famosa “Iglesia Colgante” (Iglesia Santa María o Masr al-qadima). Lo que más nos llamó la atención es que está construida sobre uno de los muros de una antigua fortaleza romana y para acceder debimos subir por unas escalinatas. Su interior es muy bonito, tiene un púlpito de mármol, decoraciones hechas en madera, trece pilares (representa a Jesús y sus apóstoles) y una fachada tallada. Al igual que otras iglesias del barrio, allí se guardan los restos de algún Santo enrollados en tela.

Después entramos a una Iglesia Deir-Al-Banat  que está construida sobre la gruta de San Jorge. Nos contaron que ahí el Santo fue detenido y encarcelado. En este lugar, entramos a la supuesta celda ocupada por él y hasta el día de hoy guardan las cadenas que lo aprisionaron. Aunque, a simple vista este templo es bastante sencillo en comparación con el resto.

Una de las cosas que más nos gustó del barrio fue la zona antigua. Las calles son desordenadas, estrechas y a ratos parecíamos estar dentro de un laberinto. Nos tomamos un tiempo para callejear, nos topamos con vendedores de libros y artículos religiosos. Acá vimos la pequeña sinagoga Ben Ezra y la Iglesia Santa Bárbara, esta última contiene un par pinturas del siglo XIII y varias reliquias de santos coptos. Cuando entramos a ella vimos cuadros con íconos religiosos, mucho humo de incienso y nos fijamos que las mujeres cubrían sus cabezas con tela, al modo de los ortodoxos de Rusia. Averiguamos después que su nombre se debe a que en su interior están las reliquias de Santa Bárbara, una niña torturada y asesinada en el siglo XI por negarse a casarse con el hombre que su padre había elegido.

Nuestra próxima parada fue la Iglesia Abu Serga, conocida como Iglesia de San Sergio y San Baco, que se construyó en el siglo V (la más antigua de Egipto), como mencionamos al inicio del post, se supone que en este lugar estuvo la “Sagrada Familia”. Su interior es muy lindo, está hecho de mármol y madera, además sus capiteles, de estilo corintio, son muy detallados. Antes de salir del barrio pasamos solamente por fuera del convento de San Jorge pues estaba cerrado.


DATOS:

  • Transporte: Estación de metro Mar Girgis de la línea Helwan.
  • Precio: Entradas a las Iglesias son gratuitas (abiertas entre las 8:00-16:00hrs). El Museo Copto cobra 40 EGP para los extranjeros (abierto entre las 9:00 y 17:00 hrs, durante Ramadán cierran a las 15:00hrs)
  • Recomendaciones: Por respeto al credo de las personas hay que evitar el uso de faldas. Las mujeres también deben cubrir su cabello con una tela al entrar a los templos. Algunas iglesias prohíben tomar fotografías. Recomendamos también llevar bolsos pequeños para que el paso por seguridad sea expedito y comprar previamente botellas de agua pues solamente vimos una pequeña tienda en el Museo Copto donde pudimos abastecernos y pasar al baño.

Somos un blog afiliado a Civitatis. Te recomendamos revisar estas ofertas:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *